La comodidad de tener a pie de calle comercios y servicios habituales para toda la familia, y con ello, el ahorro de tiempo en desplazamientos asociado. Un barrio vibrante, con un ambiente dinámico lleno de planes para pequeños y grandes.